Ahora que ya te habrás saltado el 90% de los buenos propósitos de tu lista, tranquilo, nos pasa a todos, ha llegado el momento de que trabajes en TU OTRA LISTA DE BUENOS PROPÓSITOS, la de las cosas realmente importantes.

No es que ir al gimnasio, comer mejor, o pasar más tiempo con la familia no estén bien, pero queremos que seas más ambicioso y que te plantees otro tipo de cosas, esas cosas que a veces tendemos a “procrastinar”.

En tu trabajo, por ejemplo. ¿Qué esperas de tu trabajo en 2019? Seguramente, si tienes trabajo tu respuesta será decir que todo siga igual, y no está mal, los cambios nos cuestan a todos. Por eso, hemos dicho que queremos que seas ambicioso, y eso implica que te cuestiones cosas como, ¿cómo puedo hacer mejor mi trabajo? ¿cómo puedo disfrutarlo más? ¿Cómo hacer que sea mejor para los demás?

Intenta contestar a esas preguntas y estarás más cerca de empezar a dar forma a TU OTRA LISTA DE BUENOS PROPÓSITOS.

 

Hacer mejor tu trabajo

Estamos seguros de que ya haces muy bien tu trabajo, pero, amigo, todo puede hacerse un poco mejor, da(r) el “extra mile”. Aquí la clave es innovar. En la actualidad, cuestionarse el “Status Quo” no es una elección, es casi una obligación. El entorno de trabajo en el que nos movemos hoy en día no se parece en nada al que teníamos hace cinco años y seguramente se parezca aún menos al que tendremos solo dentro de dos. Y el cambio, nos guste o no, no puede cogerte con el pie cambiado.

Transformación, digitalización, organizaciones ágiles, neuroliderazgo… ¿Te suenan? Seguro que sí, y si no deberían. Dominarlas va a hacer que hagas tu trabajo cada vez mejor y que te conviertas en una pieza imprescindible para tu empresa. Formarte y actualizarte son parte de tu trabajo. Y aunque hemos dicho que en la actualidad son casi una obligación, piensa que el primer beneficiado eres tú. Cuanto más sepas, más vales.

No te conformes con la formación que te “da” tu empresa, propón nuevas acciones y nuevas metas, porque el saber no ocupa lugar y ahora está en cualquier lugar. ¡PREOCÚPATE POR FORMARTE!

Así que, ahora que empieza el año, es buen momento para preguntar a Recursos Humano por sus planes de formación. Y si no los tienen, propónselos tú, proactividad amigos, otro valor en alza. Recuerda que si vas por tu cuenta puedes optar por los beneficios de la retribución flexible, que además de Cheques Guardería, Cheques Restaurante y Cheques Transporte, también puedes beneficiarte de la formación.

 

Disfrutar más de tu trabajo

Formarse es una obligación, disfrutar del trabajo también debería serlo. Cuando hay doscientos emails que contestar y cuatro reuniones a las que ir, parece que cosas como trabajar en un entorno agradable o con una buena higiene postural, pasan a segundo plano. Y no debería ser así, porque un ambiente de trabajo agradable va a hacer que tu día sea mejor, que rindas más y que disfrutes más de lo que haces.

¿Cómo puedes disfrutar más?

-Socializa. No le damos la suficiente importancia pero tener relaciones más humanas tiene que ver con la forma en la que te relacionas con tus compañeros. Trabajar bien en equipo, hacerlo de acuerdo a los valores de tu empresa y su cultura o ser capaz de ser un buen líder, son cualidades cada día más demandadas. Pero no te quedes ahí, compártelo todo en tu Red Social Corporatvia, utilízalo para conocer todos los acontecimientos que pasan en tu empresa, las novedades, tus compañeros, etc. Así conseguirás estar al tanto de todo.

-Participa en acciones de Wellness y RSC

Además de disfrutar, descubrirás muchas cosas nuevas de tu compañía, aunque lleves años. Te lo prometo.

 

Hacer lo mejor para los demás

Como dicta el modelo HUMAN Brand, no basta con ser competente, la calidez ha demostrado que también mejora el rendimiento. Entendiendo calidez como: Compartir conocimiento con los demás, apoyar a otros departamentos, dar Feed Back para la mejora, reconocer el trabajo y los éxitos.

Si mejoras en estas 3 cosas, recibirás reconocimiento, además de visibilidad, tenga tu empresa o no un Programa de Reconocimiento, porque no hace falta que tu empresa haga todo esto, puedes empezar por ti. Y todavía no hemos hablado de un tema muy importante, un tema que a veces parece tabú, tu remuneración, tu salario. Seguro que te gustaría ganar más de lo que ganas, y es muy lícito.  Si consigues mejorar en estos 3 apartados, podrás lograrlo.

 

Lista de buenos propósitos para el 2019 puede ser todo lo larga que tú quieras. ¿Qué añadirías tú a la lista? Coméntalo con el hashtag #TUOTRALISTADEBUENOSPROPÓSITOS

Y seguro que en 2020 serás todavía más ambicioso.

Tu otra lista de Año Nuevo
Valora este post
Comparte: