Valora este post

Según Mónica Esgueva, nuestro cerebro no está preparado para la felicidad, está preparado para la supervivencia. A través de la toma de conciencia y la meditación continuada, con el método de Mindfulness seremos capaces de entrenar nuestro cerebro para el siglo XXI. Esta especialista en el área y coach estuvo con nosotros en #OpenSpace para introducirnos en el interesante mundo del Mindfulness.

Suena el despertador, revisas tus notificaciones, enciendes la tele, alerta naranja por nieve, tomas una ducha de cinco minutos, te cepillas los dientes y a la calle.  Al llegar a la boca de metro te encuentras con una huelga, pillas la bici urbana y vas a trabajar. Mientras te vibra el móvil incontables veces, debes pensar en el semáforo en rojo, en el carril bici, los coches, el frío y todo el trabajo que te espera en la oficina.

El secuestro de la amígdala

Vivimos rodeados de múltiples estímulos. Estímulos que disparan el botón de alerta de nuestro sistema nervioso minuto a minuto. Es lo que conocemos como estrés. Esto se debe a que hace miles
de años el cerebro humano debía estar preparado para el peligro real, el físico y desarrolló la amígdala, un grupo de neuronas que reaccionan ante los agentes externos.

Este núcleo ha sobrevivido, pero la realidad de la humanidad ha cambiado mucho en los últimos 200.000 años. Debemos prepararnos para asumir el cambio y adaptarnos mejor a los nuevos tiempos. Tomar consciencia del tiempo presente y de nuestra realidad, segmentando toda la información es fundamental a la hora de la toma de decisiones y de llevar a cabo nuestras tareas diarias.

¿Por qué hacer Mindfulness?

Según Mónica Esgueva, el Mindfulness es la repuesta. Este método, ya aplicado en personas tan diversas como veteranos de guerra, empleados de Google, soldados americanos y deportistas de élite, logra generar nuevas neuronas en el neocortex, tal como el malabarismo o los videojuegos, y además es el único que reduce el tamaño de la amígdala, ese sistema que nos mantiene en continua alerta.

“Cuando queremos cambiar las cosas, tenemos que verlas claramente” Indicaba Mónica tras citar a Immanuel Kant. El Mindfulness nos centra en la realidad y nos permite percibir con los cinco sentidos lo que nos rodea. Con esta disciplina, tendremos la llave de la realidad que nos abrirá las puertas de un mundo exitoso y productivo.

Si quieres conocer más detalles sobre esta disciplina y como aplicarla en tu empresa. ¡Contáctanos!